Starburst for dummies (explosion de estrella, no polvo de)

Si eres uno de esos lectores habituales de mi blog, habrás reparado que tengo «algo» con el agua. Siempre ha sido una fuente de inspiración. Uno de mis temas favoritos.

Y la principal razón de que así sea es que el agua te permite muchísimo juego: reflejos, rebotes, transparencias; es un tema al que se pueda retratar el altas y bajas velocidades creando expresiones muy diferentes y evocadoras.

Pero lo que me ha llamado la atención desde que tengo memoria, son esos rebotes extraordinarios en forma de estrella. Una explosión. Un Starburst.

Por lo general, verás este efecto directamente en las fuentes de luz: farolas, lámparas o el propio sol. En el caso de la foto siguiente, es evidente que este es el caso. El sol del amanecer es el protagonista.

Pero a mí particularmente me gusta crearlos a partir de los reflejos en el agua, convirtiendo ese reflejo, ese rebote en la fuente de iluminación principal. Para el caso, los puntos a tener en cuenta para lograr este efecto son los mismos. No voy a complicarte con tablas, divisiones de aperturas y tiempos de exposición, ni voy a explicarte la física de la captura de luz. Creo que nos apetece a todos el asunto práctico de toda aquella teoría. Está en tí probar y encontrar tu propia fuente de luz y de inspiración. Lo que sí debes tener en cuenta que este efecto cobra vida a menores aperturas de diafragma (es decir, altos números F, right?) Para el caso de la foto anterior, la apertura era de F14. Pero como referencia, comienza, como mínimo por un F11 y de allí sube (o cierra, como prefieras 😉 )

Trabaja con ISO bajas. Idealmente una ISO 50. Pero con una ISO 100 tienes suficiente. Y en estas condiciones de luz y settings, coloca tu cámara sobre un trípode si estas disparando de noche. Suma, si fuera necesario, un disparador para evitar movimientos involuntarios.

Si vas a disparar de día, las consideraciones anteriores se aplican perfectamente, pero deberás tener en cuenta un par de asuntos más:

  • Si estás disparando directamente al sol, ten en cuenta que los sujetos quedarán subexpuestos. Puede que eso se ajuste al tipo de composición que estás creando. Pero si quieres sacar a tus sujetos de la penumbra, deberás echar mano de flashes externos.
  • Durante el día podrás cerrar aún más tu diafragma. Hazlo! Verás que el efecto se multiplica.
  • Experimenta: mueve los flashes en diferentes posiciones; dispara, compensa, resetea y vuélvelo a intentar!

Pero veamos el siguiente ejemplo:

Aquí la fuente de luz (sol) está reflejada en el agua. Esto te permite jugar con el efecto Starburst pero sin dejar en penumbra o subexpuesto a tu sujeto. Es como si estuviera disparando al sol de frente, pero en este caso, el reflejo del sol es lo que ves. Podrías utilizar flash? Claro! Decide para qué lo quieres, porque tienes opciones: podrías iluminar de otra manera a tu sujeto (desde un costado, para incrementar los perfiles de una manera creativa); para colocar tus reflejos en otros sitios, o para conseguir más «estrellas» en el agua: el tamaño de la cabeza de tu flash y la proximidad al agua harán estrellas de diferentes tamaños. Experimenta con paraguas, snoots o lo que se te ocurra!

Otro ejemplo?

Y como siempre digo, lo mejor del digital es la inmediatez del aprendizaje. Aventúrate. Sácale partido. Experimenta a coste cero. Ponte creativo con tus fuentes de luz y con las superficies que reflejan esa luz, como reflejar un flash en los ojos para lograr ese efecto Starburst:

Related Posts with Thumbnails